AGUAS MARINAS MISTÉRICAS (cuento en capítulos 1/4)

 

 

 PRIMER CAPÍTULO

 

Las olas golpeaban, sin misericordia, sobre las gastadas paredes de las centenarias rocas semi sumergidas en el revoltoso mar. A escasos metros descansaba la orilla plana como a la espera de alguien para dejar sus huellas grabadas en ella.

Era la hora en que Federico y su pandilla, como todas las tardes, venían a corretear a lo largo de la playa. No obstante conocían todas las entradas y salidas del agua entre las caprichosas formas y desniveles de las rocas, siempre encontraban alguna nueva protuberancia sobresaliente, o una escondida fosa que no era visible a simple vista. Lo más interesan­te, y ello se había convertido en su principal ocupación, era buscar, a veces con suerte, elementos traídos por las aguas, que las olas los acercaban a la orilla, quedan­do, a veces, estancados entre las rocas. Comúnmente eran trozos de maderas, ya casi ne­gros, resbaladizos, endurecidos por el viento, el tiempo y la sal.

Ciertas veces el azar les sonreía, los sorprendía un trozo de tela raída con rastros de quizás una inscripción, pues las letras eran casi indescifrables, era suficiente para iniciar una discusión entre ellos sobre si era una b o una p, una e o una i,  grandes dudas y muy difícil ponerse de acuerdo. Lo que se decidía ser de importancia y de valor, se guardaba en el cajón, desti­nado a tal fin, que estaba en el viejo galpón del carpintero del pueblo, el cascarrabias Don Pedrín. Éste, les había permitido depositar allí, en un obscuro rincón del recinto, un cofre de hierro con un oxidado candado; la llave la cuidaba, por turno, uno de los muchachos, según una lista que confeccionaban una vez por mes.

Aquella tarde, al igual que las últimas anteriores, transcurrió sin hallazgos especiales. Unos metros antes de subir por la pequeña colina para alcanzar el camino de vuelta a casa, un resplandor alumbró los ojos del más chico de la pandilla, el enanito, apodo que recibió el pequeño Martín, de sus amigos más grandes. Se paró, miró y salió corriendo hacia la luz;  los otros al verlo correr, lo imitaron sin saber la razón de la corrida del pequeño. Todo el grupo se detuvo a escasos dos metros del lugar; se percataron de la pequeña botella estan­cada entre dos rocas, como pidiendo socorro, para ser rescatada de sus o­presores lo mas rápido posible.

La pandilla reaccionó, como era de esperar, y a los pocos minutos estaban todos sentados en la arena alrededor de la botella. La estudiaron detenidamente, era completamente transparente, dentro había un trozo de papel; trataron, en vano, de abrirla; el tapón se resistió tenazmente a dejarse vencer. A medida que los minutos pasa­ban, la ansiedad, el encuentro con lo desconocido, aumentaron más aún la curiosidad.

Faltó poco para que el enano, que la tenía entre sus manitas, la rompiera contra las piedras con el propósito de apoderarse del contenido, el susodicho trozo de papel allí guardado, quién sabe cuanto tiempo. El grito desaforado y ame­nazador del jefe, Federico, lo paralizó, al igual que al resto de la pandilla. Le arrancó la botella de la mano, explicó que quizás, al estar tanto tiempo cerrada sin aire, el contacto repentino con el mismo, al abrirla, podría hacer un efecto sobre el papel, quizás irreparable, llegando posiblemente a convertirse en polvo.

Recapacitaron durante un tiempo y decidieron llevarla al pueblo, contar lo acontecido y recibir la opinión del viejo amigo Don Pedrín, que seguro los ayudaría.

Hacia allí fueron todos en banda. El sol que ya había terminado su función del día, convirtió el camino en algo un poco problemático, ¿o quizás fue el nerviosismo la razón?

Llegaron al galpón, no había luz. Pensaron que el cascarrabias está ya acostado, no convendría molestarlo, lo más prudente sería guardar la botella en el cofre y esperar hasta la mañana siguiente. Sin consultarlo con los demás, Federico se acercó a la parte de­lantera de la casa, golpeó suavemente unas dos o tres veces sobre la puerta; la voz chillona del viejo no se dejo esperar:

-¿Qué quieren meque­trefes? ¡¡Vengan mañana!! –

-Es urgente, no podemos esperar, por favor don Pedrín, abranos, ¡¡por favor!!

 Se escucharon unas maldiciones, murmullos indescifrables, con enojo y furia. Todos se pusieron detrás del jefe, sin chistar.

Se abrió la puerta de un sopetón, allí estaba el dueño de casa, to­do él, casi dos metros de altura, con una especie de escopeta en la mano, preguntó gritando:

-¿Qué se les ofrece, mocosos?

 Con unas pocas frases, entrecortadas, sea por el miedo o por la vergüenza, explicaron la razón de su inesperada visita nocturna.

Les permitió entrar, alumbró la habitación, desocupó y acercó una pequeña mesa, se acomodó en un destartalado si­llón, y exclamó:

-¡Pónganla que la veamos a la luz! Y cosa de mandinga, el vidrio se volvió opaco, no se podía ver nada a través del mismo; el vie­jo los miró y preguntó:

-¿Dónde está el papel?- Le contaron que allá en la playa, con la poca luz del día, lo vieron perfectamente. La tomó en sus manazas, la estudió detenidamente, una y otra vez, dijo:

-Esta botella estu­vo en el mar muchisimo tiempo, ¡muchisimo! ¿Uds.quieren que la abra?

-¡¡Si!!- contestaron todos al unísono.

-¿Para qué? Yo opino lo contrario-  manifestó el viejo- ¿Quién sabe lo que encontraremos dentro? ¿Quién sabe lo que estará escrito en dicho trozo de papel? Quizás una maldición que recaerá sobre el que la abra. ¡No!, me opongo, soy lo bastante viejo para correr esos riesgos. Llévensela, déjenme en paz, fuera..., suficiente por hoy,¡¡vayanse!!

Y entonces, como si estuviera ensayado, se pararon  todos frente a él, sin pronunciar palabra, agarraron la botella, como si fuera una arma apuntaron hacia él, de un modo amenazante. Pasaron unos pocos segundos que parecieron siglos, el anciano, percatándose de la irrefutable decisión, la tomó nueva­mente entre sus manos y refunfuñando, dijo: -Está bien, siganme al taller.

 

Hacia allí enfilaron como soldados detrás del oficial. Ya en la carpinte­ría, calentó un hierro fino, volcó unas gotas de un líquido marrón sobre el tapón, y lentamente procuró introducirlo a través del mismo. No dio resul­tado; volvió a repetir el proceso, ¡y nada! Trajo un latón, lo llenó de agua, introdujo unos trocitos de una especie de goma o brea, para luego sumergir la botella dentro.

A los pocos instantes el vidrio recuperó su transparencia, y nuevamente se pudo observar el trozo de papel que yacia en su interior.

Acto seguido, el anfitrión, tomó con una mano la botella, y con la otra acercó un pequeño soplete, que arrojaba una fina llamarada azul y roja, al cuello de la misma. Ante el asombro, el caprichoso tapón empezó a desintegrarse, cayendo, en peque­ñas gotas, en el recipiente; cuando desapareció por completo, introdujo una fina pinza y extrajo el deseado papel.

Lentamente lo depositó sobre un paño, colocado previamente sobre una mesita, y ayudandose con diminutas pincillas, lo fue desenrollando.

Mientras tanto, él como los purretes estaban mudos, a la espera de conocer lo allí escrito.

A los pocos instantes el papel estaba abierto y ante los ojos de los presentes aparecieron unas misteriosas lineas y garabatos, y además, a un costado, una especie de dibujo, o quizás un mapa.

Todos observaron anonadados, sin decir palabra. Don Pedrín se levantó y volvió a los pocos instantes con un par de anteojos; nuevamente se sentó y comenzó a estudiar de cerca lo allí escrito. Al cabo de unos minutos, entre cansado y confundido, exclamó:

-¡No entiendo nada! parecería una broma, pero... quizás sencillamente sea un idioma el cual yo no conozco y por ello me parece sin sentido, no obstante el hecho de haber sido sellada la botella en esta forma, sumado a ello que fue encontrada en el mar, y, como les dije, estuvo allí muchísimo tiem­po, no deja de parecer algo real y verdadero, arrojado por alguien que quiso avisar algo, o pedir ayuda en un momento de desesperación.

La envol­vió cuidadosamente en el paño, trajo una cajita de madera, la colocó dentro y  la entregó a Federico.

-Cuidenla, ¿Quién sabe que secreto o noticia, hay aquí encerrada? No los puedo ayudar, lo siento de corazón, les recomiendo que viajen a la ciudad y busquen al relojero chino, él vive en la parte vieja, ese anciano conoce mucho mundo, recorrió lugares muy alejados y extraños, muchos idiomas y lenguas no le son extrañas. Es posible que puede ayudar a descifrar la incógnita-  Les auguró mucha suerte.

Guardaron la valiosísima cajita en el cofre del fondo del depósito y cami­naron rumbo a sus casas, quedando en encontrarse al mediodía siguiente en la playa, en el lugar de siempre.

CONTINUARÁ

|||||||||||||

*Registrado/Safecreative

*Imágenes de la Web

Visitas: 49

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de MyL-UP Mitología,Leyendas y Universo Poético para añadir comentarios!

Participar en MyL-UP Mitología,Leyendas y Universo Poético


Poeta VIP
Comentario por Beto Brom el sábado

Te espero en el siguiente, ANA MARÍA.....


Administrador
Comentario por Ana María Mejuto el sábado

Interesante seguiremos tu relato amigo, que tengas un buen fin de semana


Poeta VIP
Comentario por Beto Brom el octubre 9, 2017 a las 11:53pm

    Gusto recibirte por aquí, MariaLoli.

Te espero en los siguientes capítulos...


Administrador
Comentario por MariaLoli el octubre 9, 2017 a las 8:55am

 Atrapante relato..

 Sigo leyendo..


Poeta VIP
Comentario por Beto Brom el octubre 8, 2017 a las 7:34am

   Queridos amigazos, Luis y Jesús contento con vuestra llegada, los espero en el próximo capítulo, al igual que los miembros que se mantienen en el anonimato.


Administrador
Comentario por Jesús Quintana Aguilarte el octubre 7, 2017 a las 5:37pm

Beto amigi a veces en la vida uno tropieza con algunos enigmas el problema no está en hallarlos sino en buscar las herramientas para descifrarlos gracias y feliz semana.


Diamante
Comentario por Luis Gonzalo Machado Sànchez el octubre 7, 2017 a las 2:47pm

Ameno  e  interesante  espero  leer  toda  la  historia  felicidades  amigo  un  fraternal

Sobre


Creador
Dagaz-Jesus creó esta red social en Ning.

MENSAJE DE LA ADMINISTRACIÓN 

No os atribuyáis lo que otros crearon.

Se creativo, si copiáis algo,teneís que citar el autor de la obra o la fuente de la misma.

¡GRACIAS!

real188.gif (399×41)******************

Safe Creative #angelsmar  Safe Creative #0906033777677

MyL Mitología y Leyendas...

Espacio abierto el
" 25 de Mayo del 2009"

real188.gif (399×41)
Febrero 2014

FUSIÓN DE REDES

MyL*UP

REGISTRADA Y PROTEGIDA

SAFE CREATIVE** Safe Creative #1402070049856

*BAJO UNA LICENCIA DE CREATIVE COMMONS

Creative Commons License

real188.gif (399×41)

CARMEN BALLESTER

IRIS DEL VALLE

JESÚS QUINTANA

MARIA LOLI

PABLO AVENDAÑO

SOFI

*+*+*+*+*+*+*+

Cumpleaños

No hay ningún cumpleaños hoy

Última actividad


Poeta VIP
Beto Brom ha comentado la entrada de blog DESPEDIDA de Beto Brom
Hace 7 horas

Poeta VIP
Beto Brom ha comentado la entrada de blog DESPEDIDA de Beto Brom
Hace 7 horas

Poeta VIP
Beto Brom ha comentado la entrada de blog DESPEDIDA de Beto Brom
Hace 7 horas

Administrador
Jesús Quintana Aguilarte ha comentado la entrada de blog Te completa_Texto_Sidnei Piedade_Imagem JG de Sidnei Piedade
Hace 12 horas

Administrador
Jesús Quintana Aguilarte ha comentado la entrada de blog DESPEDIDA de Beto Brom
Hace 12 horas

Administrador
Jesús Quintana Aguilarte ha comentado la entrada de blog Cosas de la vida. de Luis Gonzalo Machado Sànchez
Hace 12 horas

Administrador
Jesús Quintana Aguilarte ha comentado la entrada de blog QUE IMPORTA de Magi Balsells
Hace 12 horas

Grup Admin
nicole jasmine bach ametz ha comentado la entrada de blog DESPEDIDA de Beto Brom
Hace 13 horas

Poeta VIP
Vicente Antonio Vásquez Bonilla envió un regalo a Nieves Merino Guerra
Hace 19 horas

Poeta VIP
martabritos@yahoo.com.ar envió un regalo a Nieves Merino Guerra
Hace 20 horas

Diamante
Rafael Merida Cruz-Lascano envió un regalo a Nieves Merino Guerra
Hace 21 horas

Diamante
Toto ha respondido a la discusión GANADORES: Inspiración Visual nº 111. (PROSA) de Carmen Mª Ballester Salvador en el grupo Miembros Destacados .
Hace 22 horas

Diamante
Toto ha comentado la entrada de blog DESPEDIDA de Beto Brom
Hace 23 horas

Diamante
Toto ha comentado la entrada de blog Cerraremos el dia Octubre 31. Definitivamente. de Jesús Quintana Aguilarte
Hace 23 horas

Diamante
Toto dejó un comentario para Nieves Merino Guerra
Hace 23 horas

Administrador
Ana María Mejuto envió un regalo a Nieves Merino Guerra
ayer

Poeta VIP
Beto Brom ha comentado la entrada de blog QUE IMPORTA de Magi Balsells
ayer

Poeta VIP
Beto Brom ha comentado la entrada de blog DESPEDIDA de Beto Brom
ayer

Poeta VIP
Beto Brom ha comentado la entrada de blog DESPEDIDA de Beto Brom
ayer

Poeta VIP
Beto Brom ha comentado la entrada de blog DESPEDIDA de Beto Brom
ayer

http://http:/tallerexpresionemocional.musical@blogspost.com

¡¡VISITANOS!!

Publicamos tu libro con profesionalidad.

ÚLTIMAS PUBLICACIONES

*+*+*+*+*+*+*+*+

COMPRAR

COMPRAR

COMPRAR

COMPRAR

COMPRAR

COMPRAR

*+*+*+*+*+*+*+*+*+

COMPRAR

+*+*+*+*+*+*+*+*+

COMPRAR

+*+*+*+*+*+*+*+

COMPRAR

+*+*+*+*+*+*+*+

COMPRAR

*+*+*+*+*+*+*

COMPRAR

*+*+*+*+*+*+*+*+

COMPRAR

*+*+*+*+*+*+*+*+*

COMPRAR

*+*+*+*+*+*+*+*

COMPRAR

*+*+*+*+*+*+*+*+

Support independent publishing: Buy this book on Lulu.*+*+*+*+*+*+*+*+

Support independent publishing: Buy this book on Lulu.

+*+*+*+*+*+*+

Support independent publishing: Buy this book on Lulu.

+*+*+*+*+*+*+*

Support independent publishing: Buy this book on Lulu.

+*+*+*+*+*+*+

Support independent publishing: Buy this book on Lulu.

+*+*+*+*+*+*+*

Support independent publishing: Buy this book on Lulu.

+*+*+*+*+*+*+*+*+*+

ENCONTRAREIS

MAS LIBROS EN:

http://www.editorialqm.com/cataacutelogo.html

Distintivo

Cargando…

© 2017   Creado por Dagaz-Jesus.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio